Google+ Followers

lunes, 15 de octubre de 2012






MÁS PALABRAS PERDIDAS ( I )         




PICOS...        


Se llamaba "picos" a la puntilla o encaje que se hacía
para coserla después en la prenda elegida.

      






La palabra "picos" era muy usada por las mujeres de dos o tres generaciones anteriores a la mía.   










Era muy común decir: " Voy a hacer unos picos para
unas sayas, para unas enaguas o... para un sayote".   











También se hacían picos para juegos de cama. Era
costumbre hacerlos para preparar el ajuar.

Por entonces, la que llevaba juegos de cama bordados
o con picos era de la clase "pudiente".  

    








Estos picos los hizo
mi abuela materna
cuando era muy mayor,tendría 
unos 77 años.




 Por eso está el ganchillo algo flojo. 








Había muchos
modelos, aunque
no tantos como
ahora.
Entonces no se podía comprar revistas, ni se  
conocían... por lo menos  en esta zona.







Las mozas acostumbraban a hacer el ganchillo
"a escondidas" para que no les copiaran el modelo.










A éstos les llamaban
"picos de araña".  

Los hizo mi madre.











Los picos se 
podían hacer 
con el ancho
que quisiera 
quien los hacía. 
Sólo había que 
añadir más
motivos en la 
anchura.



  
Éstos los hizo mi madre, como los de mi abuela, con 
el hilo más fino y el punto no tan flojo.Tienen, además,
un motivo menos en la anchura.






Se podían poner 
en la tela con 
punto por encima,
con pespunte 
o con punto
de incrustación. 








Estos picos son de una antigua camisa que llamaban "de imperio", usada como ropa interior de la mujer.
                     
                                                                                   










Otro modelo 
de picos para 
una camisa
de imperio









La aguja de gancho era la "herramienta" para hacer
labores de gancho o ganchillo.








Las fotografías siguientes no son de picos antiguos.
Están copiadas de una revista de labores actual.




 

Me gustó tanto,
que la voy  
haciendo
en raticos.                               





Me parecieron unos
picos  preciosos.





Espero que os guste la página. Seguramente, alguien
de vuestro alrededor también recuerda la palabra
PICOS.




2 comentarios:

  1. De nuevo una alegría entrar en tú blog! En este caso recordando lo que tantas veces he oido en La Matea a mi madre, tías, abuelas,...pero que hoy día poco se oye y menos se ve practicar.
    Gracias por dejar constancia de "nuestras raíces"

    ResponderEliminar
  2. Me alegra tu entrada por que yo tengo picos en las sabanas de mi ajuar, y soy bastante joven en comparación a las generaciones que dices en tu entrada. Tengo 36 años recién cumplidos hace días y mi madre (66 años) me hizo picos en mi ajuar hara como 10-15 años, preciosos, es bueno mantener las costumbres de antes. Saludos

    ResponderEliminar